Mi experiencia tras 5 meses con Invisaling

BlogMaternidad0 comentarios

Os conté hace meses que me ponía aparato en los dientes, no el que todos tenemos en mente de braquets, de hierros, sino uno que es transparente, que es, o parece, invisible. Es invisaling, un sistema a base de férulas que cambias cada semana o cada 15 días y que van alineando y recolocando los dientes. En la foto de arriba, el día de mi boda, así estaban los dientes meses antes de empezar con Invisaling, no se aprecia mucho mas que una de las palas superiores bien torcida, no se ven los de abajo, pero bueno, abajo veréis como los tengo ahora tras 5 meses.

Primer mes con invisaling

Al principio, los primeros días, notaba molestias, me costaba hablar, el cambio de cada férula se notaba durante varios días, pero eran molestias, no era dolor.

Cuando me pusieron los ataches, que son marcas para sujetar mejor las férulas puestas con una pasta que se agarra al diente, y luego me quitarán, dije «vaya mierda, ahora sí se me ve que llevo aparato».

Pero aún así pasa muy desapercibido, son solo las sensaciones de los primeros días.

Pasados 3 meses me pusieron también unos enganches para ponerme una goma, pero solo la pongo de noche como me indicaron, pero el enganche que está dentro del paladar me roza con la lengua y sí me molesta, lo que más. Pero es totalmente llevadero.

Navidades con invisaling

Lo bueno de este tipo de ortodoncia invisible, es que es de quita y pon, y puedes comer tranquilamente sin el aparato. Pero al llegar fechas como Navidad, que juntas el aperitivo con la comida y la merienda, de repente ¡zas! más horas de la cuenta sin Invisaling. Recomiendan llevar las férulas entre 20-22h diarias, pues en Navidades las llevé alguna hora menos, pero bueno, fueron días puntuales.

Neceser para llevar en el bolso con Invisaling

Si ya llevo de normal cosas en el bolso, pues ahora hay que sumarle un neceser con cepillo de dientes, pasta, una caja para guardar las férulas, hilo dental… Y a todas partes con el neceser, porque no sabes en que momento podrás tener hambre y te lo necesites quitar. Recomiendan solo beber agua con los alineadores (que también se llaman así las férulas de invisaling), porque si bebes otras cosas pueden decolorarse.

Mi experiencia con invisaling: Como ha cambiado mi boca en 5 meses

Pues ha cambiado. La forma de la cara en teoría cambia, con esta ortodoncia u otra, pero yo no noto cambios. Se me ve cambiada en concreto en estas fotos por el peinado, la posición de la cara, y porque cuando sonrío con el invisaling puesto como en la foto, la sonrisa me sale diferente. Pero se ve como la pala no está torcida. En la foto se aprecia un par de los ataches, que son los puntitos blancos que me sobresalen más.

Noto que hay dientes que están en otras posiciones, lo noto en primer lugar porque al morder los dientes no me encajan como antes, encajan de momento mal, están en proceso de cambio. Las palas delanteras de arriba están ya prácticamente alineadas, mientras que los dientes de abajo van más despacio, o al menos es menos perceptible a la vista.

A la hora de comer, o de tener que hablar delante de mucha gente (como me pasó en Bloggers Training) agradezco no llevar los alineadores, porque en ocasiones me hacen hablar un poco peor, o salivar más de la cuenta, y con los nervios más.

Reconozco que me parece un aparato de dientes muy cómodo, lo primero porque es casi inperceptible, también porque lo puedo poner y quitar, además no molesta más que un rato con el cambio de férulas, y habrá a quien ni eso.

Además estoy viendo resultados rápidamente, hace semanas que noto que los dientes que están más a la vista han cambiado mucho. Y esto tras 5 meses, que me quedan el doble de férulas por usar. El tema de las gomas no me gustaba nada, pero el hecho de tener que ponerlas solo por la noche me parece bien, porque sino durante el día tendría que ir con gomas a todos lados, otra cosa más para el neceser.

Para que veáis más el antes y el después, aunque como son vídeos en movimiento se ve, pero marea un poco. Pero ya se va notando 😀

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Las cookies recogen información en tu navegador web para ofrecerte una mejor experiencia online. Si continúas navegando, estás aceptando su uso. OK | Más info