Baby led weaning – alimentación complementaria

Alimentación complementariaBlogMaternidad5 comentarios

Por fin tengo en mis manos el libro «El niño ya come solo», que trata sobre la introducción de la alimentación complementaria en los bebés, según el método de Baby Led Weaning.

Baby led weaning libro

No me gusta llamarlo «método» ya que no creo que sea algo inventado recientemente y novedoso. Por ejemplo, mi abuela, de sus 4 hijos a uno de ellos no le dio purés, directamente le dio alimentos, ¿por qué? Pues no llegó a explicármelo, pero no existe un único camino para un fin: que el niño empiece a comer.

Para quien no lo conozca, el Baby Led Weaning (o lo que conozco de momento) consiste en omitir los purés y los alimentos triturados cuando se le empieza a dar alimentos a los bebés, y directamente darle alimentos sólidos. Para ello se debe seguir con la lactancia, y ofrecer antes de cada comida el pecho al bebé, y después ofrecerle comida: zanahoria, brócoli, pollo, frutas… De manera que el niño interactúe con la comida con sus manos, sea él, o ella, quien la descubra y pase de un juego a comer como un niño mayor.

Por internet hay webs muy útiles sobre el tema:

Web BLW

Blog una maternidad diferente 

Blog Háblame bajito mamá

Éstas y muchas más, que ofrecen su experiencia sobre el tema, recetas y consejos muy útiles.

La beba tiene poco más de dos meses, y me gustaría introducirle la alimentación complementaria así, y no con purés. Como con todo el tiempo y ella dirán lo que mejor funciona, por lo que no descarto en algún momento hacer purés, desde luego. Además esto no es algo matemático de: a los 5 meses se empieza. Sino que hay que esperar a que el niño pueda mantenerse sentado sólo para ponerlo en la trona. Además he leído que con este método se desarrolla la motricidad fina más rápidamente.

Por el momento ya tengo el libro para tener toda la info a mano y leérmela bien, ya que como con los purés los alimentos han de introducirse poco a poco por posibles riesgos de alergias. Además creo que es importante conocer las ventajas y posibles riesgos de este «método», porque seguramente el pediatra me guíe hacia los purés que parece ser lo «normal».

Os dejo un vídeo de Youtube de un bebé de 4 meses.

Y ya sabéis, si conocéis otros blogs con información de interés sobre el tema, os estáis iniciando en el BLW, o quieres compartir tu experiencia, agradeceré mucho toda la información que podáis compartir conmigo!

5 comentarios en “Baby led weaning – alimentación complementaria

  1. Mi cuñada, al estilo de tu abuela, sin libros y sin tener ni idea de lo que es esto, empezó con 6 meses a dejar que la niña fuese probando todo lo que veía en los platos de los mayores y ahora con 2 años ¡no le hace ascos a nada!

  2. Carol dice:

    A mi tampoco me gusta llamarlo método, digamos que se trata de alimentación complementaria a demanda, igual que el pecho. Nuestra hija nunca tomó una papilla, ni sentimos la necesidad de hacerlo así ni ella quiso probarlo en las contadas ocasiones que se lo ofrecimos.
    De esta forma ellos se regulan, experimentan colores, texturas, sabores (porque reconocen el sabor de cada alimentos, en las papillas va todo junto). Puede que coman menos que con papilas, es algo que preocupa a muchas mamás, pero ellos como digo se regulan. Además hay que tener en cuenta que el principal alimentos hasta el año es la leche (sea de teta o biberón), lo demás es complementario.
    Por otro lado a todos los niños les interesa la comida con seis meses, algunos con cinco ya quieren probar (jugar mas que nada) y otros hasta los diez o el año no empiezan a comer algo más.
    Te dejo un par de enlaces a mi blog, sobre nuestra experiencia y una conferencia de Carlos González:
    http://minervaysumundo.blogspot.com.es/search/label/Baby-led-weaning
    http://minervaysumundo.blogspot.com.es/2011/05/conferencia-de-carlos-gonzalez.html

    Un abrazo

    1. Lydia dice:

      Q buena tu experiencia., descubrí el blw durante el embarazo leyendo un blog, y viendo experiencias como la tuya y con la lectura del libro cada vez lo veo más claro. Tendré q ver como compaginarlo cuando vuelva s trabajar, es lo único q no sé como orientare. Yo fui mala comedora de pequeña y no quiero q la beba lo sea ( q tb se llama Minerva como la tuya)
      Un abrazo y gracias x pasarte por eL blog!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Las cookies recogen información en tu navegador web para ofrecerte una mejor experiencia online. Si continúas navegando, estás aceptando su uso. OK | Más info