Comenzando la lactancia materna, mi experiencia

BlogLactanciaMaternidad3 comentarios

Desde que salí del paritorio la bebá ha tomado pecho. Durante la hora que te dejan en el hospital en una sala de «despertar», las matronas te enseñan a dar de mamar a tu bebé. En mi caso enseñan en posición tumbada.

Es alucinante como de repente generé alimento para la beba, siendo que hacía unas horas estaba como una rosa sin síntomas de ponerme de parto… También es alucinante el instinto de los bebés que nada más nacer buscan el pecho, y enseguida aprenden.

Mi experiencia con la lactancia ha sido buena desde el primer día. Es difícil saber como colocarte, como ayudarla, como hacer que eche los gasecillos, como tranquilizarla… Pero las matronas del hospital (el Hospital Miguel Servet de Zaragoza), te ayudan mucho. Sobre todo la que estaba en el turno de noche de nuestro último día nos ayudó un montón!!

Al darme el alta en el hospital había perdido la beba el 10% del peso, y el pediatra me dijo que en esos casos recomendaban lactancia combinada, pero que como tenía bastante cantidad de leche (en ese momento aún era calostro), que no me lo recomendaba en mi caso. Así que me fui más contenta que unas castañuelas que se dice aquí, porque no tenía que introducir bibe ni nada!!!

El problema ha venido esta semana, a los 3 días del alta llevé a la beba a pesarla a la farmacia, y me marcaba que había perdido otros 100gr. Me empecé a preocupar, porque aunque había tenido ya la subida de la leche y ella estaba comiendo bien, algo no funcionaba. Y lo peor: los comentarios. Los recientes abuelos diciendo que claro, que eso no puede ser, que la lleve al médico, que mi leche no la alimentará, que si come bien, que cuantas veces come… vamos, una tortura mental cada vez que me llamaban o venían a verla.

Durante el embarazo he leído sobre la lactancia y sobre la maternidad, y esto de que «no tienes suficiente leche» o «tu leche no alimenta» es cuento chino, pero claro cuando te lo dicen y dicen ya no sabes que hacer.

Web muy interesante sobre la lactancia
Web muy interesante sobre la lactancia

Antes de poder citarme con la pediatra, llamé a una amiga que es doula, hace consultas de lactancia y muchas cosas más ( las doulas que ahora están de moda, o más que de moda se están empezando a conocer por el programa de divinity «bebé a bordo»). Me dejó muy tranquila con los consejos que me dio. Sobre todo me dijo que cada madre tenemos que fiarnos de nuestro instinto, que somos las únicas que conocemos a nuestro bebé y que digamos que sí a todo lo que nos digan pero que sigamos adelante con lo que nosotras creemos y queremos, con el tipo de madre que queremos ser. Me dijo que no hay que obsesionarse con el peso de los bebés, que mientras se les vea sanos y con tono muscular no llevemos la cuenta gramos a gramos, porque solo nos dará que preocupaciones innecesarias, y más las primeras semanas.

Me dijo que en las tomas lo de un pecho cada vez y X minutos (como me dijeron en el hospital), que es subjetivo (ella es madre de dos preciosos niños así que también habla desde la experiencia), que le ofrezca los dos pechos durante el día, pero que no me obsesione si en una toma solo come de uno y se queda dormida y saciada, y el otro ni probarlo. El momento de ofrecer el pecho a la beba ha de ser a demanda, siempre que tenga hambre, y para saber que tiene hambre, el truco es meterle la yema de  un dedo en la boca y ver si succiona (esto también sirve para tranquilizar al bebé en muchos momentos). El ritmo de las tomas lo marca la beba, me dijo que el ritmo se establece en el tercer mes, es decir, que una vez puede pedir comer a las 2 horas, otra vez a la hora, o de repente duerme 4 horas sin rechistar. En el caso de que un día de repente se salte una toma porque está durmiendo, y nos notemos los pechos muy cargados, es buen momento para usar el sacaleches, e incluso podemos aprovechar y guardar esa leche.

El miedo que le comenté que tengo es que por el tema del peso llegue a la primera consulta del pediatra y me diga de ponerle tomas extra y de leche artificial. Me dijo que no tenía por qué, que el cuerpo es sabio y sabe darle a la beba lo que necesita. No quiero darle leche artificial sobre todo por el tema del bibe, para que no se acostumbre y que luego no me coja el pecho… Así que a ver si me engorda esta beba y que tipo de pediatra tengo!!!

Es genial poder contar con gente que te pueda asesorar en estas cosas, porque la ayuda de los recientes abuelos, familiares, amigos o cualquier cotilla puede crearte más dudas que otra cosa.

Editado: Al cabo de unos días la cosa empeoró, y para recuperar la lactancia la llamé, y vino a casa a ayudarme, aquí os dejo mi experiencia con Laura Sola, doula de Zaragoza (http://doulaencasa.com/):

Ayuda de una doula (I)

Ayuda de una doula (II)

 

3 comentarios en “Comenzando la lactancia materna, mi experiencia

  1. Planeando ser padres dice:

    El entorno siempre nos atemoriza cuando el bebé comienza a perder peso durante los primeros días. ¡Veremos a ver cómo afronto yo los nervios de primeriza durante ese periodo!

  2. Alba lleva con «la amenaza del suplemento» desde que nació. De hecho salimos del hospital con la «receta» de la leche de fórmula que teníamos que darle.
    Nunca ha probado un biberón, nunca he hecho caso cuando me han comentado que «si sigue así» tendré que darle «un complemento», siempre me he fiado de mi instinto y de momento va bien, ganado peso pero a su ritmo, no al que le quieren imponer.

    ¿Te cuento un secreto? El pediatra no puede obligarte a hacer lo que no quieres hacer, si te propone «un complemento» le dices que prefieres seguir con el pecho. Puede aconsejarte, pero no puede imponerte nada. A la familia le dices que son ordenes del pediatra y santas pascuas.

    De todas formas no te fíes mucho del peso de la farmacia, puede ser que no este calibrado igual que el peso del hospital así que no le des muchas vueltas. Ya verás como en nada está ganando peso a pasos agigantados!

    1. Lydia dice:

      Hola!! Este post es de hace casi un año, al final ha crecido perfecta, es pequeña y punto. Sigo con lactancia y feliz de la vida de haber seguido lo q yo quería!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Las cookies recogen información en tu navegador web para ofrecerte una mejor experiencia online. Si continúas navegando, estás aceptando su uso. OK | Más info