Probamos el patinete plegable de Fascol para niños desde los 2 años

Artículos de bebéBlog0 comentarios

En esta casa no les faltan vehículos a mis hijos para salir de casa, triciclo, patinetes, motos, bicicleta… Dependiendo de la edad han ido eligiendo uno u otro (o depende de lo que les apetezca ese día).

El pequeño de la casa ha ido heredando cosas, el triciclo (rosa) de su hermana, que nunca le ha gustado que lo llevemos ahí, el patinete micro con asiento (que claro, algún día lo reclamaba la mayor como propio)… Y en Navidad le compramos trajeron una moto de estas tipo correpasillo apta para la calle, pero con su destreza con el patinete, quizá era un poco retroceder en habilidades, pero con lo que le gustaban las de los demás no nos pudimos resistir.

Se nota que los dos años están aquí, porque iba cogiendo el patinete de Fascol de su hermana, el grande, sin asiento, y quería ir investigando otras maneras de desplazarse, así que la llegada del nuevo patinete plegable para niños de Fascol, le ha ido de maravilla. Ha sido su primer regalo del segundo cumpleaños.

Patinete de 3 ruedas plegable

Este patinete se caracteriza por lo siguiente:

  • Es ligero
  • Tiene 3 ruedas
  • Plegable
  • Ruedas luminosas
  • Freno en la base
  • Hasta 25kg de peso aguanta

Podéis verlo en su web, o en el enlace al final del post de Amazon donde lo compré y en 24h lo tenía en casa. El hecho de que pese poco hace que sea super manejable para los niños tan pequeños, sobre todo cuando tienen que bajar alguna acera y girar (porque al principio se bajan y lo giran de un golpe). Las 3 ruedas hace que sea super estable para niños tan pequeños, quizá a partir de los 4 o 5 años ya no les haga falta y puedan ir con uno de 2 ruedas, pero de momento es super necesario esta tercera rueda de apoyo, porque les facilita la conducción, e igualmente aprenden equilibro y manejo.

El freno en la base es una prueba para que aprendan más equilibrio, porque al principio les cuesta coordinar el pisar atrás, pero es algo que aprenden rápido, y sino frenan desgastando la punta de la zapatilla y listo (ay señor con lo que cuestan los zapatos jaja) Que sea plegable es genial para llevártelo de vacaciones, o de un sitio a otro. Nosotros que vamos mucho en coche lo agradecemos que se pueda recoger (el otro de Fascol no se plega y es un poco incómodo de guardar). El tema de las ruedas luminosas es una chorrada, la verdad. Se ve sobre todo de noche, durante el día a veces no se aprecia, pero es un efecto chulo y a los niños estas cosas les chiflan. A mi hija con su patinete le paraban otros niños para ver lo de las ruedas.

Este patinete tiene 2 colores diferentes para elegir, azul y rosa (colores muy evidentes para niño/niña). El azul que es el de mi peque es un azul muy luminoso, muy vivo.

El patinete y mi hijo

Ahora os voy a contar cuando el paquete llegó a casa, ¡como les gusta abrir paquetes!, e ¡intentar adivinar que es! Por la forma de la caja, mi hijo dijo que si era una guitarra…

En casa lo probaba y decía “nene no sabe”, pero en la calle se le dio un poco mejor, de hecho decía “este patín corre mucho”

Aún le queda por aprender, pierde el equilibrio a veces, no controla los giros, pero va tan contento con un patín como su hermana “de mayores”. En 4 días lo tendrá dominado. Os iré contando en Instagram y facebook.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Las cookies recogen información en tu navegador web para ofrecerte una mejor experiencia online. Si continúas navegando, estás aceptando su uso. OK | Más info